Enrique García

Enrique García nació en Madrid en el año 1868. A pesar de ser hijo de guitarrero (Juan García), se inició en el oficio en el taller de Manuel Ramírez en el año 1883, trabajando para el hasta 1895. En el año 1893, ganó el primer premio en la “Chicago World Fair” con sus guitarras. Tras abandonar el taller de Manuel Ramírez, se trasladó a Barcelona, donde abrió su propio taller en la calle Aragón nº 309. En el año 1899 traslada su taller a la calle Aragón nº 455 para posteriormente, en el año 1902, trasladarse definitivamente a Paseo de San Juan nº 110.

Enrique García está considerado el padre de la “escuela barcelonesa” o “escuela catalana” de la guitarrería española.

Enrique García obtuvo rápidamente prestigio y reconocimiento a nivel mundial, especialmente en América Latina, donde sus guitarras eran muy demandadas.

Sus guitarras se distinguen por un sonido íntimo y muy personal, logrando cautivar a algunos de los grandes maestros de la época como Francisco Tárrega o Domingo Prat.

Enrique García murió el 31 de octubre del año 1922.